La importancia del contexto en la movilidad financiera

25/05/2011

La importancia del contexto en la movilidad financiera

Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
DIA 2,00 EUR 2,06% Operar
GRF 24,55 EUR 1,99% Operar
SGRE 11,94 EUR 1,92% Operar
AMS 75,84 EUR 1,01% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

 

¿Los teléfonos móviles son cada día más grandes? ¿Los ordenadores son más pequeños? Estas preguntas no tienen respuesta correcta, o tal vez sí, pero la realidad es que el tamaño ya no importa para definir la movilidad.

Hasta hace poco, el uso del término movilidad se limitaba exclusivamente a describir una acción realizada con teléfono móvil— primero a través de SMS, posteriormente con mensajes multimedia, y algo más recientemente a través de conexiones WAP.

0172.La-importacia-del-contexto-en-la-mobilidad-financiera

Hoy en día, y gracias a factores de significante peso, el concepto movilidad ha transcendido; lo que antes era un servicio cualquiera ejecutado desde un dispositivo a veces llamado “ladrillo” o “zapatófono celular”, es hoy un abanico amplio de servicios y aplicaciones que se utilizan cuando el usuario se encuentra fuera de su entorno de habitual, sea cual sea el dispositivo que utiliza para acceder a esos servicios.

Tres factores principales—i) proliferación en el mercado de equipos fácilmente transportables, ii) servicios accesibles desde cualquier rincón del mundo en cualquier momento y bajo cualquier circunstan

cia, y iii) tecnologías que permiten estar siempre conectados— hacen que la movilidad se extienda más allá del teléfono móvil e incluyan actividades tan mundanas del hoy en día como pueden ser cambiar tu estatus en Facebook desde un PlayBook, acceder a tu banco desde un iPad, o localizar un restaurante cercano mediante una búsqueda contextual con un teléfono Android.

Sea cual sea el propósito de los contenidos móviles—entretenimiento, ocio, finanzas personales, deportes, noticias, etc. —cuando el proveedor de contenidos conoce el contexto del usuario se puede hacer una mejor distribución y entrega de la movilidad, mejorando así la experiencia de usuario desde la descarga y acceso hasta la desconexión.

Por ejemplo, en el caso de un banco, se podría cuestionar por qué ofrecer información de pensiones a un cliente cuando se conecta al banco desde su teléfono móvil mientras éste se encuentra en el extranjero. Lo más probable en esta situación es que el cliente requiera realizar una operación de carácter urgente, como podría ser el bloqueo/desbloqueo de sus tarjetas o la retirada de efectivo sin tarjeta.

Sin embargo, si el acceso se realiza, por ejemplo, a través de un mini-portátil con unaconexión HSDPA desde un aeropuerto, los contenidos ofrecidos podrían ser aquéllos orientados a satisfacer una necesidad de información en situación de aburrimiento mientras el cliente espera un vuelo que saldrá con retraso, como por ejemplo, una herramienta de planificación financiera o una calculadora de hipotecas.

Así, el contexto se puede caracterizar en dos partes: el contexto situacional, que toma en cuenta actividad, entorno y cultura, entre otros aspectos, y contexto tecnológico, que es definido por el dispositivo de acceso y tipo de conexión, entre otros aspectos. Esta información contextual completa permite personalizar de forma dinámica el contenido que cualquier proveedor de servicios a través de dispositivos móviles puede ofrecer a sus usuarios.

 

 

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados