Más empleo, más confianza, más casas vendidas... en EE.UU.

27/02/2013

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

7801.4495938516_5F00_0cda970f45Tras el susto italiano, que es una dificultad y no un cambio de situación, el mercado sigue hoy tirando con cierto ímpetu. Es cuestión de poco tiempo que se arrepienta de las caídas recientes, particularmente la de ayer. Estamos el proceso de superación de la crisis y hay que mirar hacia delante y no hacia atrás, salvo que uno crea que puede conducir mirando por el retrovisor. Por supuesto, Europa es el área geográfica más retrasada en este proceso, pero intuyo que España va a adelantar a Italia a la vista del no-resultado electoral: el desenlace coloca a España en una posición relativa mejor que antes con respecto a Italia. La mejor prueba de ello es que el diferencial con este país (el de sus respectivos bonos a 10 años) se ha reducido de unos 85 p.b. hasta unos 42 p.b.

Pero más revelador que eso es, en mi opinión, la reciente aceleración de la recuperación en EE.UU. Planteando las cosas de forma simple: más empleo - más confianza - se venden más casas. Han iniciado un proceso constructivo que se retroalimenta y esa es la dinámica necesaria para garantizar la sostenibilidad de la recuperación.

Con respecto al empleo, la economía americana ya está creando 150.000 o más empleos no agrícolas todos los meses. Aunque la tasa de paro está en 7,9% y parece resistirse a bajar, yo creo que sí bajará porque el Grado de Utilización de la Capacidad Productiva ya se encuentra en 79,1% y en cuanto llegue a 80% la inversión empresarial y la creación de empleo se acelerarán aún más. Eso llegará antes de verano.

¿Confianza? Básicamente depende del empleo. Como éste mejora, la Confianza del Consumidor de febrero publicada ayer subió más de 10 puntos de golpe, algo nada habitual: desde 58,4 hasta 69,6, muy por encima de lo esperado (62,0).

Con empleo y confianza es inevitable que se vendan más casas. Eso es lo que sucede. Las Preventas de Vivienda (contratos de venta firmados) aceleraron la tasa de incremento interanual hasta +10,4% desde +4,7%, siendo la variación intermensual +4,5%. Es decir, los contratos de venta de casas empiezan a aumentar a doble dígito. Los precios todavía no, pero casi. El índice S&P/CaseShiller - 20, que me parece muy fiable porque indica las variaciones de precios en las principales 20 ciudades americanas y para casas de características equivalentes (es decir, la muestra es homogénea), subía ya en diciembre +6,8%, acelerándose desde +5,4% en noviembre y es el máximo desde 2007. Es decir, es la subida de precios más generosa desde antes de la crisis.

Si el mercado americano sigue teniendo una gran capacidad de influencia sobre el resto del mundo, que la tiene, las bolsas deberían estar muy bien soportadas y el temor a un cambio de dirección, a los retrocesos dolorosos y prolongados, debería ser bajo. Sigo defendiendo que estamos asistiendo al siguiente cambio de ciclo, pero que no se trata de un proceso lineal y exento de dificultades. Pero una cosa es una dificultad, que las hay siempre en todo lo que uno hace, y otra muy distinta la frustración de un proceso de recuperación. Esto último yo no lo veo.

phillip kalantzis-cope via Compfight cc

Publicidad

Destacados