¿Qué ocurriría si se paran los circuitos que abastecen de gas a Europa? Test de estrés energético

23/10/2014
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
DIA 0,46 EUR 11,88% Operar
CIE 21,56 EUR 5,89% Operar
SAN 4,01 EUR 3,39% Operar
SAB 1,07 EUR 3,23% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

La Comisión Europea se ha puesto en el peor de los escenarios y ha realizado un Energy Security Stress Tests o, dicho de otro modo, un test de estrés energético. En la memoria aún sigue fresca la crisis del gas que se vivió en 2009 con Rusia y las tensiones de este país con Ucrania, por donde pasa cerca del 80% de este combustible hacia Centroeuropa, se repiten. Desde el pasado 16 de junio, Rusia ha cortado el suministro de gas a su vecino.

El test de estrés es la primera acción concreta de la Estrategia de Seguridad Energética aprobada el 28 de mayo y analiza la resistencia del sistema energético europeo ante dos posibles escenarios:

- una parada total de las importaciones de gas desde Rusia

- un corte de las importaciones de gas por la ruta de Ucrania

La Comisión Europea ha realizado el simulacro en 38 países europeos pensando que estos dos acontecimientos pueden durar entre uno y seis meses. Parece obvio, pero el resultado de las pruebas evidencia que un corte prolongado del suministro tendría “un impacto sustancial en la UE, especialmente en los países del Este”. Finlandia, Estonia, la República Yugoslava de Macedonia, Bosnia y Herzegovina y Serbia verían reducido en un 60% el gas que necesitan. Sin embargo, la CE invita a la esperanza al asegurar que “si todos los países cooperan, se podría proteger el suministro a los consumidores incluso en el peor de los escenarios”.

No hay que olvidar que la UE importa el 53% de la energía que consume. La dependencia energética de petróleo alcanza casi el 90% y la del gas natural ronda el 66% y casi la mitad del consumo de energía primaria (el 48%) se gasta en calefacción y agua caliente en el sector residencial y terciario. Además, Rusia es el segundo suministrador de gas natural de UE (34% de las importaciones), por detrás de Noruega.

6746.testener

Fuente: ENTSOG

Como resultado del test de estrés, se han aprobado una serie de recomendaciones a corto plazo:

- los países deben seguir un enfoque basado en el mercado y evitar medidas intervencionistas

- aumentar la coordinación energética, incluyendo maximizar la capacidad de las interconexiones y la retirada de las restricciones a la comercialización energética transfronteriza

- la responsabilidad debe ser compartida entre las autoridades públicas y la industria a través de la implementación de seguridad del Reglamento de Gas de la UE

- se deben promulgar cambios en el comportamiento a corto plazo para impulsar la eficiencia energética y una menor demanda

- el Grupo de Coordinación del Gas de la UE debería supervisar continuamente la evolución del suministro de gas

En un escenario "cooperativo" los Operadores del Sistema de Transporte de Gas Nacionales presuponen un reparto igualitario (relativo) en aras de la solidaridad entre Estados en caso de que hubiera un déficit de gas. El impacto de un posible corte del suministro del gas ruso sería desigual en los diferentes Estados.  Los más vulnerables, pos su posición geográfica y su nivel de diversificación de suministro, tendrían que recurrir a medidas más extremas (reducciones del suministro o tirar de la reservas estratégicas) mientras que otros países podrán permitir a su sector del gas operar sobre la base de los fundamentos del mercado.

4456.testenergy

Estas recomendaciones se suman a las medidas en su día aprobadas como parte de la estrategia energética de la UE:

- completar la integración del mercado energético

- aumentar la eficiencia energética

- diversificar las fuentes de suministro

En este escenario, España gana protagonismo y se perfila como el aliado energético de la UE, puesto que el gas natural (GNL) licuado representa el 25 % de las importaciones de la UE y España ocupa el primer puesto en capacidad e instalaciones aunque países como Reino Unido, Holanda e Italia también tienen grandes posibilidades de desarrollar plantas de desgasificación.  Además, España no importa gas de Rusia y tiene un modelo de suministro muy diversificado. En esta línea, el Instituto Español de Estudios Estratégicos, dependiente del Ministerio de Defensa, publicó en abril un interesante informe:El Midcat: el papel de España en la seguridad energética de Europa.

 

Artículos relacionados:

La red de gaseoductos rusos y sus alternativas

Informe completo de la Comisión Europea

 

6153.bankinter_2D00_ir_2D00_portada

Ir a la portada del Blog para descubrir más artículos de interés

 

5 artículos que te pueden interesar: 

¿Cómo invertir como un millonario?

¿Por qué es momento de invertir en estas 20 compañías españolas?

Debate Bankinter: Cara a cara de los economistas Daniel Lacalle y José Carlos Díez

¿Dónde van las personas que deciden emigrar?

Así se reparte y repartirá la tarta de los pagos por móvil (gráficos)

 

¡Síguenos en Redes Sociales!

7510.facebook    6012.twitter

Publicidad

Destacados