Recopilación de luces y sombras en la lucha contra el fraude fiscal

24/09/2014

Recopilación de luces y sombras en la lucha contra el fraude fiscal

Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
IDR 8,76 EUR 1,74% Operar
IAG 6,91 EUR 1,50% Operar
FER 18,04 EUR 0,92% Operar
ENG 25,71 EUR 0,74% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

6518.9405972869_5F00_c542f2f92b_5F00_b

El Ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, en su reciente comparecencia en el Parlamento dio algunas cifras sobre la lucha contra el fraude fiscal. De acuerdo con sus datos, en el primer semestre de 2014 se recaudaron 5.508 millones de euros que tuvieron su origen en la actuación de las autoridades tributarias contra el fraude, casi 500 millones más de recaudación por este concepto que en igual periodo del año anterior.

Otro ejemplo dado por el ministro, que evidencia el éxito de la política antifraude, según él, es el incremento de la recaudación del IVA. Esta recaudación ha crecido en los seis primeros meses del año un 6,8%, cuando el crecimiento del PIB en tasa interanual ha sido del 1,2%. Para lograr estas cifras históricas han sido necesarias 9.876 actuaciones presenciales en el área de Inspección de la Agencia Tributaria, de un total de 47.990 actuaciones.

Otro dato relevante es que ha habido un incremento notable de las condenas por la comisión de delitos fiscales. El número de personas condenadas hasta julio supone un incremento del 37% si contabilizan los datos de los 2 años y medio últimos.

Soportes legales

Estas actuaciones han tenido la cobertura legal de dos textos muy importantes, de diferentes acuerdos internacionales y otras medidas, entre las que destacan:

 La ley antifraude de 2012, que prevé, entre otras cosas,

1.    la limitación de los pagos en efectivo a cantidades inferiores a 2.500 euros (15.000 euros cuando el pagador sea un particular no residente),

2.     la obligación de informar sobre cuentas, valores e inmuebles en el extranjero por valores superiores a 50.000 euros

3.    sanciones por el incumplimiento de la obligación de información (5.000 euros por cada dato o conjunto de datos omitidos, con un mínimo de 10.000 euros),

4.    endurecimiento de las sanciones previstas por resistir u obstruir la inspección,

5.    determinación que las rentas descubiertas no declaradas se imputarán al último periodo impositivo de entre los no prescritos.

 La posterior reforma del Código Penal cuyas novedades más importante fueron

1.    incluir un nuevo subtipo de delito para las conductas más graves en el ámbito fiscal y contra la Seguridad Social, que pasaron a ser sancionadas con una pena máxima de seis años de cárcel,

2.    elevar el plazo de prescripción de los delitos de 5 a 10 años,

3.    persecución de las tramas organizadas de fraude fiscal,

4.    rebajar la pena para los imputados que, una vez iniciado el proceso penal, satisfagan la deuda tributaria o colaboren en la investigación judicial.

Los acuerdos internacionales para el intercambio de información fiscal, en especial con países que se consideran paraísos fiscales. 

- El impulso, junto con Alemania, Francia, Reino Unido, e Italia, de un nuevo estándar de intercambio automático y multilateral de información

- La creación, dentro de la Agencia Tributaria, de una unidad especializada en el fraude internacional estrechando así la vigilancia sobre las empresas multinacionales que se valen de las diferentes regulaciones de los países para elegir aquel que más les conviene eludiendo el pago en los países donde se generan las rentas.

- Un plan especial para detectar dobles contabilidades.

 La reforma tributaria que se está tramitando actualmente reforzará las medidas antifraude entre las que destaca la publicación de listas con los nombres de los mayores morosos con la Administración.

Además de lo anterior el Gobierno puso en marcha, a partir de la Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2012, un programa de regularización de activos ocultos que establecía un gravamen del 10% para los patrimonios que emergiesen y del 8% para las empresas que declarasen dividendos procedentes de participaciones de empresas en el extranjero no declarados previamente o rentas derivadas de la transmisión de participaciones.

En el periodo en el que estuvo abierta la posibilidad de regularización, de junio a noviembre de 2012, el éxito fue parcial ya que el Estado esperaba recaudar por esta vía 2.500 millones y solo logró 1.200 millones.

Falta de personal

Más críticos que el Ministro de Hacienda se han mostrado los técnicos del Ministerio. Según Gestha, el Sindicato de Técnicos del Ministerio de Hacienda, las medidas tomadas hasta ahora no han logrado

evitar un aumento de la economía sumergida en España de 60.000 millones de euros,

- lo que supone que más de 250.000 millones de euros no son controlados por el fisco (además del perjuicio que causa la economía sumergida a las empresas que sí declaran sus ingresos, que lo hacen en condiciones competitivas más desfavorables ya que al cumplir con sus obligaciones sus costes son mayores).

La mayoría de los expertos coinciden en que los medios humanos y técnicos de la Agencia Tributaria son insuficientes para hacer frente al fraude fiscal. Algo que reconoció implícitamente el Ministro de Hacienda cuando recordó que junto a la oferta pública de empleo de 2014 el Gobierno aprobó una oferta extraordinaria para incrementar el personal de la Agencia Tributaria.

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados