¿Qué son los depósitos estructurados?

07/06/2017
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
SGRE 9,91 EUR 1,56% Operar
MRL 11,26 EUR 1,21% Operar
GRF 22,76 EUR 0,66% Operar
ACX 11,40 EUR 0,57% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

Artículo escrito por: Redacción

Con los tipos de interés por los suelos, los tradicionales depósitos bancarios no son la opción más atractiva para el inversor. Sin embargo, muchos pequeños ahorradores tampoco tienen ganas de aventuras con sus ahorros, de ahí que los llamados depósitos estructurados aparezcan como la opción más ventajosa.

¿Qué son los depósitos estructurados?

Son depósitos bancarios, lo que implica que al vencimiento se recuperará todo el capital invertido, en los que la rentabilidad está vinculada a la evolución de uno o varios índices bursátiles, de la cotización de un grupo de acciones, o de cualquier otro activo (el subyacente). En algunos casos (depósitos estructurados combinados), parte del capital se invierte a plazo fijo (TAE fija)  y el resto se referencia a un índice bursátil o a un grupo de valores o incluso a un fondo de inversión. En otros (depósitos estructurados indexados), la totalidad del capital se indexa al índice bursátil, grupo de acciones o fondo de inversión.

A favor del inversor juega el compromiso de la entidad de devolver al vencimiento la totalidad del dinero invertido, pero asegúrese leyendo la letra pequeña, porque no siempre puede ser así. Sin embargo, la rentabilidad dependerá del comportamiento de esos valores a los que se haya indexado el depósito. Lo habitual es garantizar una rentabilidad mínima en caso de que el comportamiento del índice o de los valores de referencia no fuera el esperado. Si no fuera así, tenga en cuenta que podrían generarse pérdidas.

En función del plazo y del tipo de interés, se liquidarán los intereses correspondientes a la imposición. Pero hay que tener en cuenta que los plazos de la inversión fija y variable no tienen por qué coincidir.

Es importante preguntar al banco por dos condiciones: cuál es la rentabilidad mínima que obtendremos en el peor de los casos y qué pasa si necesitamos el dinero antes del plazo acordado. ¿Lo podremos sacar? ¿Hay que pagar una comisión por cancelación anticipada? Muchas veces no se permite la cancelación anticipada o si se permite el importe puede ser muy elevado. En todos los contratos se debe recoger la obligación de la entidad de reembolsar el principal del depósito al vencimiento.

Es importante saber también cómo se invierte: si se trata de la revalorización media mensual de un índice o de la variación absoluta entre la contratación o vencimiento. Tampoco es lo mismo la media de una cesta de cuatro valores a la menor revalorización de uno de ellos.

En contra juega el hecho de que el plazo de inversión es a medio-largo (entre 18 meses y 5 años) y si la rentabilidad de la parte variable se ha comportado peor de lo esperado, el inversor habrá tenido inmovilizado demasiado tiempo su dinero.

En 1987, Bankinter lanzó el “Depósito Especial” (vídeo)

Bankinter fue la primera entidad en lanzar al mercado una cuenta de alta remuneración, el "Depósito especial", que le permitió doblar su balance en los dos años siguientes.

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados