“Click and collect” para facilitar la entrega de las compras por Internet

20/08/2015
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
MTS 15,59 EUR 3,84% Operar
GRF 28,47 EUR 2,52% Operar
SAB 0,96 EUR 2,19% Operar
IAG 5,17 EUR 2,17% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

2350.compra-online

Dos decenios después del lanzamiento de las primeras páginas de compras online, el comercio electrónico sigue creciendo. En Europa casi el 50% de la población compra por Internet y el gasto anual sigue subiendo a un ritmo de dos dígitos en algunos mercados.

El punto débil del e-commerce es la entrega. Cada año, los pedidos online requieren miles de millones de entregas solo en Europa. Los plazos de entrega de las compras no tienen hora exacta porque las compañías no pueden asumir el coste de repartos tan precisos, esto da lugar a que muchas veces los destinatarios no puedan estar en casa para recibirlas. Si el destinatario prevé que va a ser así, deja la dirección del conserje o de un vecino que se preste a estar pendiente de la entrega o, si no es posible, el destinatario tiene que ir a recogerlo a un almacén central y entonces la compra online pierde una de sus ventajas esenciales, la comodidad.

El coste total que tiene para los distribuidores el primer intento de entrega fallido es de más de mil millones de dólares anuales solo en el Reino Unido. 

Y fue en este país donde, hace unos años, las tiendas de los barrios empezaron a tener el servicio “Click and collect”  que permite hacer pedidos en Internet y recogerlos en un lugar físico en vez de ser entregados en casa. Este servicio ofrece lo mejor de la tienda online, la diversidad para elegir, y de la tienda física, flexibilidad a la hora de recoger.

El servicio funciona así, el cliente compra online una amplia variedad de artículos, aún los que no está seguro de que le convengan, paga con tarjeta y escoge su punto de entrega. Mediante un correo electrónico o a través de móvil se le avisa cuando su mercancía ha llegado. Posteriormente aquellos productos que no desea los devuelve en ese mismo punto y se le reintegra el dinero que haya pagado de más.

Los clientes ganan en comodidad y los comercios se ahorran el coste de entrega en las casas.

Click and collect” comenzó en tiendas de alimentación y ropa, pero ahora todo tipo de tiendas utilizan el servicio, que además ha ampliado su área a, por ejemplo, los productos comprados en eBay que pueden recogerse en 650 tiendas de la cadena Argos del Reino Unido.

Hay tres tipos principales de lugares donde los consumidores pueden recoger sus compras según el tipo de productos:

:: en tiendas,

:: en puntos de entrega (oficinas de correos o estaciones de tren), y

:: en taquillas (situadas junto a un medio de transporte).

Los ingresos por este servicio se duplicaron con creces en el Reino Unido entre 2012 y 2014, año en el que alcanzó los 8.700 millones de dólares con 140 millones de pedidos.

La implantación inglesa de “click and collect”  es tal que muchos establecimientos se ven obligados a ofrecerlo para seguir siendo competitivos, aunque esto signifique tener que habilitar un almacén para los productos que esperan ser recogidos y delimitar un espacio en la tienda para los clientes que van a buscar sus compras. Si pertenecen al sector de la alimentación han de tener salas dotadas de sistemas de refrigeración para el almacenamiento seguro de los alimentos perecederos.

Otras regiones también están implantando el servicio “click and collect”, pero se encuentran en fases previas. Por ejemplo, en Canadá, el sector minorista del comercio, incluidos algunos de los principales supermercados y centros comerciales están probando este servicio en lugares piloto. Y en Sudáfrica, una cadena está utilizando la experiencia de una empresa asociada radicada en el Reino Unido para probarlo.

Por su parte algunos minoristas del Reino Unido están exportando su experiencia en el servicio “click and collect” a otros mercados en los que operan, como Tailandia. Si el comercio electrónico de tiendas minorista crece en los restantes mercados europeos, entre ellos España, el servicio “click and collect” pronto se convertirá en una oferta habitual entre nosotros.

 

Artículos relacionados:

5 consejos que te ayudarán a evitar el fraude online

Envío gratuito, devolución flexible, envío rápido... ¿Qué desea el comprador online? (informe)

Ranking de los países más digitalizados de Europa (gráfico)

Peligros y recomendaciones de seguridad en el uso de WiFi públicas


6153.bankinter_2D00_ir_2D00_portada

Ir a la portada del Blog para descubrir más artículos de interés

 

0131.0336.articulos.PNG_2D00_550x0

6052.Top-rese_F100_as-BKT

4263.8877.maria_2D00_dolores_2D00_dancausa_2D00_pedro_2D00_guerrero_2D00_2015.jpg_2D00_550x0
3348.cara-a-cara
0638.50-bk

Top reseñas para entender la economía

Top 50 de empresas con mejor reputación

Gay de Liébana vs Bernaldo de Quirós Bankinter cumple 50 años pensando diferente

 

¡Síguenos en Redes Sociales!

 7711.facebook7585.caja-tw

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados