Agenda del día

Agenda semanal: Maquillaje de fin de trimestre alcista, la clave son los bancos alemanes

03/10/2016

Clave: el desenlace de Deutsche Bank a raíz de una posible multa por el Departamento de Justicia americano

Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
VIS 62,10 EUR 2,48% Operar
REE 18,27 EUR 1,67% Operar
IBE 6,28 EUR 1,65% Operar
TEF 6,97 EUR 1,41% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

Artículo escrito por: Departamento de análisis Bankinter

Si hace unas semanas fueron los bancos italianos, ahora lo son los alemanes. Alemania tiene más de 1.700 entidades, la inmensa mayoría landesbanks y sparkasses… que son como cajas de ahorro pequeñas de alcance/cobertura regional (landërs = autonomías) y municipal. La inmensa mayoría fuera del ámbito de supervisión del Banco Centreal Europeo (BCE) y con estructuras de capital dudosamente sólidas. Pero le ha tocado sufrir al Deutsche Bank a raíz de una posible multa por parte del Departamento de Justicia americano que podría elevarse a 14.000 millones de dólares. Antecedentes similares permiten pensar que será bastante menos. Se rumorean 5.400 millones de dólares. Ha contagiado a todo el sector. Por eso esta semana no puede entenderse sin hacer referencia a la pasada. La clave de corto plazo es el desenlace sobre Deutsche Bank (DB). Puede ser traumático o puede posponerse, como sucedió con los bancos italianos hace unas semanas.

En Italia el asunto quedó en suspenso, estabilizándose el mercado poco a poco. No se resuelve ahora (sobre todo el problema de Monte Dei Paschi) porque el proceso para que un estado rescate un banco europeo bajo el nuevo marco legal es confuso, no se ha testado… pero, sobre todo, porque el referéndum constitucional que puede decidir la continuidad de Renzi es el 5 de diciembre. Ante esa perspectiva de tensión el asunto de los bancos italianos se pospone. Guarda similitudes con el caso alemán. Merkel se enfrenta a las urnas en octubre de 2017 y cualquier desenlace traumático con DB o Commerzbank imposibilitaría en la práctica su reelección. Por tanto DB o lo que hipotéticamente ocurra con cualquier banco alemán determinará la dirección del mercado esta semana. 

El flujo de noticias mejora. El que este asunto de DB se haya precipitado obligará a que el acuerdo sobre la multa sea rápido. Ahora se barajan 5.400 millones de dólares... Caben dos escenarios alternativos: desenlace traumático frente a no traumático.

La posposición del desenlace debe considerarse como no traumático. Al menos en lo que afecta al corto plazo. Ese fue el desenlace en Italia y probablemente sea también lo que ocurra en Alemania. ¿Es seguro? ¡Claro que no! Seguro en la vida sólo la muerte y los impuestos. Pero parece lo más razonable. Salvo que tenga lugar “la profecía que se autocumple”. Lo más probable es que la multa a DB sea muy inferior a los 14.000 millones de dólares solicitados y que la negociación vaya más bien rápida. Es improbable que Estados Unidos presione tanto como para generar una convulsión seria en la industria financiera europea. 

El viernes al final Wall Street rebotó - sobre todo los bancos -, forzando a rebotar a última hora también a las bolsas europeas. DB +6,4%. Claro que no es indicativo de nada que sea seguro, pero sí es un indicio esperanzador. Pero cuando el cierre de trimestre, con su maquillaje correspondiente, se realiza rebotando indica que las posiciones para las siguientes semanas son más bien alcistas. No seguro, ni rotundo, pero sí esperanzador.

Si los bancos se estabilizasen (DB) y la macro fuera decente, como parece que será, entonces podríamos disfrutar de una estabilización de las bolsas o incluso de un rebote oportunista (por precios baratos) a lo largo de esta semana. Es lo más probable. Problemas como los de DB o Monte Dei Paschi (o, a nivel más local, Abengoa o incluso la frustrada OPV de Telxius) representan los típicos “coletazos” de una crisis muy dura que se cierra progresivamente, no de golpe. Pero eso no significa que vaya a tener lugar un proceso de involución.

Sencillamente, representan los últimos asuntos aún no resueltos de una situación (la crisis) ya superada. Por eso, a los precios actuales las bolsas representan más bien oportunidades (excepto Nikkei) y se puede ir asumiendo algo más de riesgo de cara a 2017, como expresamos en nuestra Estrategia de Inversión 4T 2016 publicada el miércoles de la semana pasadaSi el flujo de noticias sobre DB mejora, como parece, y la macro no es mala, entonces las bolsas rebotarán. Aunque sea de forma insegura, pero lo harán.

Descárgate el documento adjunto para ver el informe completo

Más informes del Departamento de análisis de Bankinter

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados