España vuelve a caer en el índice mundial de pensiones 2016 de Natixis

19/07/2016
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
ACS 35,28 EUR 1,20% Operar
COL 11,58 EUR 0,61% Operar
REE 17,54 EUR 0,52% Operar
MRL 12,96 EUR 0,47% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

Artículo escrito por: Web Financial Group S.A

España se ha situado en el puesto número 37 en cuanto a seguridad de la jubilación, según la edición de este año del índice mundial de pensiones (Global Retirement Index) que elabora Natixis Global Asset Management, con lo que cae un puesto respecto a la edición de 2015. Desde la creación de este estudio en 2013, España no ha dejado de perder puestos en la clasificación.

El GRI, por sus siglas en inglés, estudia factores que determinan la seguridad en la jubilación y ofrece un baremo para comparar las mejores prácticas en las políticas de jubilación en 43 países. Lanzado en 2013, el Global Retirement Index de Natixis genera una puntuación general sobre seguridad en la jubilación basada en cuatro factores que influyen en la vida de los pensionistas.

La dimensión financiera tiene el mayor peso, pero el índice también considera aspectos como el bienestar material, la salud y la calidad de vida para ofrecer una perspectiva más completa. En la edición de este año, Natixis ha cambiado su metodología, y se centra en un número más reducido de países que en años anteriores, principalmente economías desarrolladas donde la jubilación es un problema social y económico acuciante, ha informado la empresa en una nota.

Entre los países que se sitúan a la cabeza del índice en lo que respecta a la seguridad de la jubilación, el norte de Europa se encuentra entre los diez primeros, con Noruega en primera posición, seguida de Suiza, Islandia, Suecia, Alemania, los Países Bajos y Austria. Por su parte, España se sitúa en la parte baja de la clasificación, en el puesto nº 37, por detrás de Portugal (34), México (35) y Chipre (36) y por delante de China (38), Turquía (39), la Federación Rusa (40), Brasil (41), Grecia (42) y la India (43).

“El descenso de España en el GRI demuestra que los ciudadanos españoles deben asumir una mayor responsabilidad en lo que respecta a la seguridad de su jubilación. Es importante que creen carteras que les permitan alcanzar la edad de jubilación con un nivel óptimo de seguridad financiera. El papel de los asesores financieros es más crucial que nunca para ayudarles a definir objetivos y guiarles para que mantengan su enfoque de inversión a largo plazo. Estamos convencidos de que la industria de la gestión de activos desempeñará un papel importante a la hora de ayudar a los inversores a abordar este desafío”, ha dicho Sophie del Campo, directora general para Iberia y Latinoamérica y responsable del área US Offshore de Natixis Global AM.

SEÑALES DE ALARMA

Aunque España ha perdido un puesto con respecto al año pasado (número 36 en 2015), su puntuación general ha mejorado alcanzando un 54% este año con la nueva metodología (50,41% en 2015). Se debe a la mejora de los indicadores de desempleo, felicidad, presión fiscal y morosidad bancaria dentro de los subíndices de bienestar material, calidad de vida y finanzas en la jubilación.

España ocupa la 28ª posición en el subíndice de finanzas en la jubilación. La deuda pública es elevada y podría lastrar el crecimiento, y además el país sufre una presión fiscal relativamente baja, debido a la reciente reforma del Impuesto de Sociedades, diseñada para estimular el crecimiento económico favoreciendo la expansión de las empresas, apunta Natixis.

El ratio de dependencia de la tercera edad de España apunta a niveles elevados y el país es uno de los seis miembros de la UE donde el ratio de dependencia de la tercera edad va a duplicarse de aquí a 2050. Si a eso le sumamos que los problemas de deflación del país persisten y que podrían aumentar el desempleo, un fenómeno contra el que España lleva varios años luchando, la situación podría empeorar.

Aunque el descenso del paro ha permitido a España mejorar su posición en el subíndice de bienestar material (40, frente a 41 en 2015), el país sigue teniendo una de las tasas de desempleo más altas de todos los países cubiertos por el GRI, solo superada por Grecia. Aunque se han dado pasos en la dirección correcta con las reformas d

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados