pensión jubilación

¿Cómo puedo calcular mi pensión?

05/12/2017
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
SGRE 11,54 EUR 3,50% Operar
VIS 55,24 EUR 3,33% Operar
CLNX 21,60 EUR 0,77% Operar
MAP 2,67 EUR 0,60% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

Artículo escrito por: Dpto. Especializado Pensiones

Saber cuánta pensión te va a quedar cuando te jubiles es, sin duda, una de las principales preocupaciones de cualquier ciudadano. Aunque existen calculadoras que ayudan a hacer este ejercicio, es muy interesante conocer cómo se determina la cuantía. Esto pasa por entender qué es la base reguladora y saber que, en este cálculo complejo, afectan múltiples elementos como los años cotizados y la base de cotización, así como una serie de factores correctores que determinan cuál será el primer pago de la futura prestación.

De forma resumida podemos dividir el cálculo de la pensión pública futura en cuatro pasos:

  1. Estimar la edad a la que podremos acceder a la jubilación.
  2. Calcular la base reguladora a partir de las bases de cotización de los últimos años previos a la jubilación.
  3. Aplicar el ajuste en función de los años cotizados.
  4. Aplicar el factor de sostenibilidad (a partir de 2019).

¿Cuál es la edad jubilación?

Lo primero que hay que recordar es cuándo, por ley, se tiene derecho a acceder a la jubilación y, por tanto, a la pensión pública. Desde el 1 de enero de 2013, la edad de acceso a la pensión de jubilación depende de la edad del trabajador y de las cotizaciones acumuladas a lo largo de su vida laboral, y se exige haber cumplido la edad de:

  • 67 años
  • 65 años cuando se acrediten 38 años y 6 meses de cotización.

Las edades de jubilación y el período de cotización, se aplicarán de forma gradual, salvo excepciones a las que se les aplica la legislación anterior a 2013:

calcular pensión

Fuente: Seguridad Social

Ejemplo: De tal forma un trabajador que se quiera jubilar a los 65 años en 2018 deberá haber cotizado al menos 36 años y 6 meses.

¿Qué es y cómo se calcula la pensión?

La cuantía de la pensión la determina la base reguladora y para calcularla es necesario tomar las bases de cotización de los últimos años cotizados. Esto viene indicado en la nómina del trabajador, no se tienen en cuenta las pagas extras y se actualizan con el IPC las bases de todos los años, excepto las de los dos últimos que se toman por su valor nominal.

A la cuantía de la pensión se le aplica un porcentaje adicional por prolongación de la vida laboral, cuando se acceda a la jubilación con una edad superior a la legalmente reconocida en cada momento y el coeficiente reductor que corresponda en caso contrario (jubilación anticipada).

Antes de que entrara en vigor la reforma de las pensiones en 2013, para este cálculo se tomaban las bases de cotización de los últimos 15 años anteriores a la jubilación (180 meses), pero con la nueva legislación el cálculo se ha elevado a los últimos 25 años, aunque el incremento se hace de forma progresiva año tras año hasta llegar a los 300 meses en 2022 y el divisor correspondiente:

calcular pensión

Fuente: Seguridad Social

Ejemplo: La pensión pública de un trabajador que se jubile en 2018 se calculará teniendo en cuenta los últimos 21 años previos a la jubilación.

Ajuste por años cotizados

En función de los años cotizados, se aplica un porcentaje a la base reguladora. Este porcentaje variable se calcula aplicándose una escala que comienza con el 50% a los 15 años. A partir de del decimosexto, aumenta un 0,19% por cada mes adicional de cotización (entre los meses 1 y 248), y un 0,18% los que rebasen el mes 248, sin que el porcentaje aplicable a la base reguladora supere el 100%, salvo en aquellos casos en que se acceda a la pensión con una edad superior a la vigente por ley. No obstante, hasta el año 2027, se establece un periodo transitorio y gradual, en el cual los porcentajes anteriores serán sustituidos por los siguientes:

calcular pensión

Fuente: Seguridad Social

Ejemplo: Por ejemplo, alguien que alcance la edad de jubilación en el año 2018 con 25 años de cotización, el porcentaje a aplicar a su base reguladora será del 75,2%:

  • 15 años (180 meses) dan derecho al 50%
  • 10 años adicionales (120 meses), dan derecho a un 0,21% por cada mes, que hacen un total de 25,2%.

¿Qué es el factor de sostenibilidad?

A la cuantía obtenida en el paso anterior se le aplicará, sólo para los trabajadores que se jubilen a partir de enero de 2019, el llamado factor de sostenibilidad –depende de la evolución de la esperanza de vida– que corresponda en cada momento. La lógica que subyace en la aplicación del factor de sostenibilidad es que si aumenta la esperanza de vida viviremos un mayor número de años como jubilados y en consecuencia el importe de la pensión debe ser más pequeño (menor importe durante un mayor número de años).

¿Cuál es la pensión máxima?

La pensión pública resultante de los cálculos comentados en los pasos anteriores deberá ser inferior a la pensión máxima definida para cada año. El límite máximo de percepción de las pensiones públicas, tanto de las que se causen en 2017 como de las que estuvieran ya causadas a 31 de diciembre de 2016, bien se perciban solas o en concurrencia con otras, será durante 2017:

  • 2.573,7 euros mensuales, sin perjuicio de las pagas extraordinarias que pudieran corresponder al titular, cuya cuantía está afectada, también, por el citado límite.
  • 36.031,8 euros anuales en catorce pagas.

Un ejemplo práctico

Supongamos que un trabajador se jubila en 2030, después de haber cotizado durante 38 años. La suma de todas las bases de cotización de los últimos 25 años de vida laboral es de 315.325 euros. Para calcular la pensión de jubilación que le quedará, tiene que dividir esta cantidad entre 350, lo que dará una pensión de 900,92 euros al mes en 14 pagas anuales. Y como  ha cotizado durante 38 años, le corresponde el 100% de la pensión de jubilación.

Es evidente que el resultado de la pensión va a ser siempre inferior a la última base de cotización. Por norma general, la pensión es menor que el último sueldo. De ahí la importancia de ser previsor desde bien pronto y contar con un plan de pensiones que complemente la pensión para poder tener una buena calidad de vida durante la jubilación.

¿Quieres conocer cuál puede ser tu pensión? Accede a nuestro simulador

 

Artículos relacionados

Plan de ahorro o PIAS: una alternativa de ahorro para la jubilación

Reforma del sistema de pensiones (II)

Descubre nuestros planes de pensiones y EPSV

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados