El FMI mejora su visión sobre la economía mundial, pero aprecia mayores riesgos a medio plazo

18/04/2017
Etiquetas Suscribirse
fmi
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
BKIA 3,35 EUR 3,33% Operar
REP 16,70 EUR 2,77% Operar
CLNX 22,12 EUR 2,55% Operar
MAP 2,60 EUR 2,52% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

Artículo escrito por: Web Financial Group S.A

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha revisado una décima al alza su pronóstico de crecimiento para la economía mundial en 2017, cuando la expansión del PIB global será del 3,5%, frente al 3,1% de 2016, mientras ha confirmado su expectativa de crecimiento del 3,6% para 2018, cuando espera que sea más visible el impacto de las medidas fiscales de estímulo del Gobierno de EEUU, advirtiendo de que los riesgos para el crecimiento a medio plazo parecen claramente más negativos.

"La economía mundial cobró velocidad en el último trimestre de 2016, una tendencia que previsiblemente continuará (...) La aceleración que esperábamos desde hace un tiempo parece estar tomando cuerpo", señala el FMI en la última edición de su informe 'Perspectivas económicas mundiales", donde asegura que "las perspectivas mundiales se están despejando" y la economía podría estar en un punto de inflexión.

Las nuevas proyecciones de la institución internacional apuntan a un crecimiento del 2% de las economías avanzadas en 2017 y 2018, mejorando en una décima las previsiones de enero para este año, mientras que mantiene sin cambios su pronóstico de crecimiento para las economías emergentes en el 4,5% este año y el 4,8% en 2018.

El FMI confía en que la actividad de las economías emergentes experimentará un marcado repunte porque las condiciones imperantes en los exportadores de materias primas sujetos a tensiones macroeconómicas mejorarán poco a poco, gracias a la recuperación parcial de los precios, mientras el crecimiento conservará el vigor en China y otros importadores de materias primas.

En el grupo de las economías avanzadas, se prevé que la economía estadounidense cobre ímpetu como resultado de una política fiscal expansiva, mientras en Europa, la recuperación cíclica contribuirá a mantener un crecimiento ligeramente superior al potencial durante los próximos años, aunque a mediano plazo es probable que el crecimiento se vea restringido por factores demográficos y por la debilidad de la productividad.

ESTÍMULO FISCAL EN EEUU

En el caso de EEUU, las previsiones del FMI apuntan a un crecimiento del 2,3% este año y del 2,5% en 2018, confirmando el pronóstico del pasado enero, pero mejorando medio punto porcentual de forma agregada las previsiones de octubre ante el impulso que la economía cobró durante el segundo semestre de 2016, gracias a la recuperación cíclica de la acumulación de existencias, el sólido aumento del consumo y la distensión prevista de la política fiscal.

En este sentido, el FMI señala que la orientación fiscal neutra proyectada para 2017 representa "una ligera distensión respecto de la que suponía en octubre de 2016", señalando que el pronóstico para 2018 supone "un estímulo fiscal considerable en Estados Unidos, resultado de la nueva política tributaria que aplicaría el gobierno federal".

De este modo, la institución supone que el déficit fiscal estadounidense habrá crecido 2 puntos porcentuales del PIB para 2019, lo cual implica un impulso fiscal equivalente a 1% del PIB.

"Hasta el momento, el nuevo programa de políticas previsto ha estimulado los mercados financieros y reforzado la confianza de las empresas, lo cual podría acelerar más el ímpetu actual", señala el FMI, advirtiendo de que, a más largo plazo, las perspectivas de la economía estadounidense son más moderadas porque el envejecimiento de la población frena el crecimiento potencial al 1,8%.

REINO UNIDO Y LA EUROZONA

En cuanto a la zona euro, las nuevas previsiones del FMI auguran una expansión del 1,7% este año, una décima más que en enero, mientras confirman las expectativas de crecimiento del 1,6% en 2018.

Este ligero repunte estaría respaldado, según la institución por una orientación fiscal levemente expansiva, condiciones financieras acomodaticias, un euro más débil y los efectos de contagio beneficiosos del probable estímulo fiscal estadounidense.

Sin embargo, el FMI advierte de que la incertidumbre política que suscitan las elecciones venideras en va

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados