El PIB de Alemania se desacelera en el primer trimestre al crecer 'solo' un 0,3%

15/05/2018
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
AENA 150,45 EUR 3,26% Operar
ACS 37,83 EUR 2,80% Operar
TL5 6,67 EUR 2,40% Operar
MEL 9,70 EUR 2,37% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

Artículo escrito por: Web Financial Group S.A

En el tercer y cuarto trimestre de 2017 la economía alemana habría crecido un 0,7% y un 0,6% respectivamente.
El crecimiento de Alemania ha decepcionado. La Oficina Federal de Estadística (Destatis) germana ha dado a conocer este martes el comportamiento del Producto Interior Bruto (PIB) de la nación durante el primer trimestre, y los resultados no han sido para nada buenos. El PIB alemán se ha desacelerado en los tres primeros meses de 2018 al crecer únicamente un 0,3%. Venía de registrar aumentos en el tercer y cuarto trimestre de 2017 del 0,7% y 0,6%, respectivamente.
La economía más grande de la Eurozona no ha logrado mantener el ritmo con el que cerró 2017. Así lo ha confirmado Destatis, que ha explicado que pese a que el PIB germano ha seguido creciendo en los tres primeros meses de este año, lo cierto es que lo ha hecho "a un ritmo más lento". Y no sólo eso, sino que además el avance del PIB se ha quedado por debajo del 0,4% que estimaban los analistas.

La desaceleración se ha producido por la influencia del comercio exterior, que según la Oficina Federal ha sido "menos dinámico" entre enero y marzo, ya que "tanto las exportaciones como las importaciones disminuyeron en comparación con el trimestre anterior". Asimismo, el gasto del Gobierno también cayó, por primera vez en cinco años, arrastrando así al crecimiento.

Aunque no todo son malas noticias. Y es que la inversión de capital aumentó en el primer trimestre, lo que indica que las empresas aún invierten en equipos y fábricas. Asimismo, el consumo interno contribuyó positivamente al PIB durante los tres primeros trimestres del año.

Alemania sigue creciendo, pero los datos correspondientes al primer trimestre reflejan que la economía germana ha perdido algo de fuerza y que los temores de una guerra comercial desencadenada por los aranceles de Donald Trump sobre el acero y el aluminio están causando inquietudes en la economía mundial.

No obstante, los expertos son optimistas. Los analistas de Barclays esperan que pese a la incertidumbre sobre el comercio mundial la economía alemana "mantenga un impulso de crecimiento dinámico en el segundo semestre del año gracias a la fuerte demanda interna". Estiman que el PIB germano avanzará un 0,6% entre abril y junio, de forma que pese a la debilidad de la demanda externa la fortaleza de la demanda interna será capaz de "compensar con creces" la situación.

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados