Las entidades financieras 'presumen' con bajas de paternidad más largas

05/07/2018
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
CIE 27,46 EUR 2,62% Operar
TRE 27,17 EUR 2,41% Operar
TEF 6,86 EUR 2,39% Operar
SAB 1,47 EUR 2,15% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

Artículo escrito por: Web Financial Group S.A

Los permisos por paternidad serán de hasta cinco semanas a partir de este jueves.
Banco Santander incrementará estas bajas hasta las seis semanas entre sus empleados, mientras Mutua Madrileña las ha ampliado hasta las siete semanas entre los suyos.
Las bajas de paternidad en España serán de hasta cinco semanas a partir de este jueves, debido a la entrada en vigor de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2018. Pero algunas entidades financieras han decidido diferenciarse ofreciendo a sus empleados permisos más amplios que los que recoge la legislación. Una dinámica parecida a la que se vive desde hace unos tres años en Estados Unidos.
A pesar de que la ampliación a cinco semanas para los permisos de paternidad estaba prevista para comienzos de este año, el retraso en la aprobación de los Presupuestos ha impedido que fuera efectiva hasta este jueves. Hasta ahora, y desde el 1 de enero de 2017, la baja para los nuevos padres era de cuatro semanas máximo.

Eso sí, el Gobierno del País Vasco anunció en febrero que su futura Ley de Empleo Público aumentará hasta las 16 semanas estos permisos entre sus funcionarios. Además, el Congreso de los Diputados aceptó tramitar el pasado 26 de junio la proposición de ley, impulsada por Unidos Podemos, con la que se busca regular permisos parentales (de maternidad y paternidad) igualitarios e intransferibles. El secretario general del partido morado, Pablo Iglesias, defendió entonces la necesidad de establecer 16 semanas de duración.

AMPLIAR LOS PERMISOS

Pero esa posible futura ley aún debe tramitarse, así que por ahora la normativa española recoge las bajas de paternidad hasta las cinco semanas. No obstante, algunas compañías, sobre todo entidades financieras, han decidido distinguirse y 'presumir' de bajas más altas.

Una de esas entidades es Banco Santander, la compañía de mayor capitalización bursátil en España. El 21 de junio, en el marco de la equiparación de las condiciones sociales y laborales de la plantilla de Santander, Popular y Pastor, el banco presidido por Ana Botín anunció un aumento de las bajas de paternidad de sus empleados hasta las seis semanas (una más que la recogida por la Ley).

Asimismo, este miércoles, un día antes de que entrara en vigor la ampliación hasta las cinco semanas por los PGE, Mutua Madrileña comunicó que alargará este tipo de permisos para sus empleados hasta las siete semanas. Con ello, esperan reafirmar su "compromiso con la conciliación, la igualdad y la corresponsabilidad en la tarea del cuidado de los hijos", según trasladaba la compañía en nota de prensa, citando a su director de Recursos Humanos, Rafael González-Palenzuela. Además, la aseguradora recuerda que en 2010 fue la "primera empresa en España con este permiso ampliado para los padres", cuando estaba fijado por la legislación en los quince días.

No obstante, estas entidades no han sido las únicas empresas en España que han buscado diferenciarse a través de los permisos para los nuevos padres, ya que Ikea, dentro de su II Plan de Igualdad, contempla la concesión de hasta siete semanas también.

¿COMO EN EEUU?

Este podría ser el origen de una dinámica parecida a la que se vive en Estados Unidos, donde son las grandes compañías las que marcan la delantera a la hora de poner sobre el papel las bajas de paternidad remuneradas.

Es cierto que existe una diferencia básica: mientras en España existe una regulación a escala nacional sobre la materia, EEUU es el único país de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) que no tiene ninguna (tampoco para las bajas de maternidad).

Por ello, fueron las grandes corporaciones las que, a partir del año 2015, comenzaron a conceder este tipo de prestaciones de forma remunerada, en la mayoría de los casos con mayor duración para las mujeres que para los hombres.

Y es que ser hombre es actualmente un hándicap para solicitar este tipo de permisos en el trabajo. En el informe de la OCDE 'Where are the fathers?' ('¿Dónde están los padres?'), se indica que los varones son más reticentes a coger una baja de paternidad por temor a que esto "tenga implicaciones en su carrera profesional".

Sin embargo, en ese mismo informe, la organización defiende que las bajas de paternidad "pueden ayudar a reducir las discriminación contra las mujeres" en los trabajos porque, "si los hombres y mujeres tienen la misma posibilidad" de abandonar el puesto temporalmente, "los empleadores serán menos reacios a contratar mujeres".

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados