El Ibex se aferrará al optimismo de Turquía y China para recuperar los 9.470 puntos

17/08/2018
Mercados:IBEX 35 Los mejores del día
Último Dif.
MTS 26,90 EUR 3,86% Operar
BKT 8,12 EUR 2,76% Operar
BKIA 3,54 EUR 2,52% Operar
SAN 4,48 EUR 2,22% Operar
Datos extraidos el a las
*Datos diferidos, al menos, en 15 minutos

Publicidad

Diccionario de finanzas claras

COMPARTIR EN REDES SOCIALES

Artículo escrito por: Web Financial Group S.A

Si se confirma la ruptura de este soporte clave en el cierre semanal, las cosas se pondrán verdaderamente feas.
Jornada clave para el Ibex 35. El selectivo ha sufrido con especial fuerza el varapalo a las bolsas mundiales de la crisis turca y ha rozado sus mínimos anuales (del pasado 26 de marzo, en 9.381 puntos), desde donde el jueves logró rebotar un 0,43%. Los inversores observarán si la recuperación proseguirá en este cierre semanal, con la mirada puesta en los 9.470 puntos.
Y es que si se confirma este viernes la ruptura de este soporte clave, las cosas se pondrán verdaderamente feas porque “el índice español retomará la tendencia bajista, que tiene como primera parada la zona de 9.300-9.350 puntos y que podría llevarlo de vuelta a los 8.500 puntos”, indica José María Rodríguez, analista de Bolsamanía.

Pero el viento sopla a favor de las bolsas europeas, después de que el jueves los índices continentales dejaran subidas comprendidas entre el 0,7% y el 1,3%. Además, Wall Street rebotó con ganas, ya que el Dow Jones se revalorizó un 1,6%. El optimismo insuflado en los mercados por la mejora de la situación en Turquía y por las noticias de que China y EEUU volverán a la mesa de negociaciones sobre su conflicto comercial a finales de mes, seguirá franqueando la entrada de los inversores en los valores europeos. Y, en España, se espera que BBVA siga recuperándose del batacazo de más de un 8% que se llevó entre el viernes pasado y este lunes.

Con el banco presidido por Francisco González tirando del carro y si ACS, que se dejó casi un 2% el jueves, lastrado por la pérdida de concesiones de su socio Atlantia en Italia por el desastre del puente de Génova, lo permite, el cambio de sentimiento en el mercado, con unos futuros que llegan en terreno positivo, darán alas al Ibex.

En Asia las bolsas ha rebotado, animadas por la invitación estadounidense a una delegación del gigante asiático a retomar las conversaciones sobre el conflicto arancelario. El Nikkei sube un 0,47%, aunque las bolsas chinas no se unen a la fiesta y dejan caídas, que superan el 1% en Shenzhen. Los expertos apuntan a que el impulso recibido por el hecho de que vuelvan a la mesa de negociaciones, por primera vez desde junio, no es suficiente para borrar la hecatombe provocada por la depreciación de la lira turca y los temores a un contagio en los mercados emergentes.

No obstante, la lira turca ha logrado estirar su remontada hasta el 25% y se cambia de manos en los 5,80 unidades por dólar, lejos de su mínimo histórico en 7,24 liras del lunes. Aún así, la divisa cotiza en el rojo este viernes y cede un 0,55%, después de que el departamento del Tesoro de EEUU haya anunciado que impondrá nuevas sanciones al país otomano si no libera al pastor evangelista encarcelado. La moneda ha perdido fulgor también a causa de que “lo anunciado de la nueva reforma económica turca en ciernes no acaba de convencer totalmente a los economistas internacionales, aunque en principio han sentado bien las manifestaciones de ayer del ministro de finanzas turco Berat Albayrak, que da la casualidad de ser también el yerno de Erdogan”, explica el analista Ramon Morell.

Albayrak ha asegurado que Turquía saldrá "más fuerte" del actual periodo de volatilidad, señalando que el país otomano no se planteará la imposición de controles de capital ni la opción de solicitar asistencia al Fondo Monetario Internacional (FMI). Albayrak, ha asegurado que Turquía saldrá "más fuerte" del actual periodo de volatilidad, señalando que el país otomano no se planteará la imposición de controles de capital ni la opción de solicitar asistencia al Fondo Monetario Internacional (FMI).

Todavía en el mercado de las divisas, el euro se mantiene alrededor de los 1,1380 dólares y sigue intentando superar los 1,14 dólares, y el yen también retrocede ante la fortaleza del dólar, que se ha beneficiado de la debacle en la moneda otomana, que ha llegado a depreciarse un 47% este año. El hito de 14 meses del índice que mide el desempeño de la moneda de EEUU, fue celebrado este jueves por el presidente estadounidense, Donald Trump. El republicano, que ha atacado en reiteradas ocasiones la fortaleza de la moneda, ha sacado pecho de su último auge porque es un reflejo de la buena marcha de la economía. “El dinero está entrando en nuestro querido dólar como no no ha hecho antes”, ha tuiteado el magnate.





QUÉ ESPERAR DE LA SESIÓN

Además de todo lo anterior, en la jornada de este viernes los inversores contarán con escasas referencias de interés. No obstante, en la Eurozona se publicará el dato de inflación o Índice de Precios al Consumo (IPC) del pasado mes de julio, así como el IPC subyacente. Estos datos se conocerán tan solo un día después de que se haya conocido el superávit comercial de la Zona Euro de junio, que alcanzó los 22.500 millones de euros.

Más tarde, desde Estados Unidos se conocerá el índice líder del pasado mes, además de los indicadores de la Universidad de Michigan con respecto a las expectativas, a la inflación, al sentimiento y a la situación actual.

Publicidad

Deja tu comentario Normas de uso

Para poder comentar debes estar logado y haber iniciado sesión

Iniciar sesión con Facebook Iniciar sesión con Twitter Iniciar sesión con Google+
Normas de uso máximo 1100 carácteres

Destacados